En la montaña también tenemos verano

La gente de montaña también disfrutamos del verano

 

Una afirmación totalmente cierta. ¡En la montaña también hay verano!  Porque el verano, no sólo se vive cerca de la costa y pasando el día en la playa. ¡Que si, que en la montaña también sabemos disfrutar de un buen helado! Y de siestas bajo la sombra de un  árbol y de largas noches con tertulias tomando el fresco … ¡Y también nos mojamos! Si, señores y señoras, también nos mojamos.

 

¿como ?

Pues si, lejos de la playa también sabemos cómo sacarnos el calor de encima. Y lo hacemos con agua dulce, así nos evitamos un desengaño cuando distraídos, nos sorprende en la boca un buen trago de agua.

El Valle de Lord es regado por el agua de la lluvia y el deshielo de la nieve. Y también por un montón de fuentes que humedecen el valle aquí y allá. La fuente más importante es la que da lugar a la diez del río Cardaner, en el municipio de la Coma i la Pedra. Siguiendo el curso río se nos aparece el fantástico embalse de la Llosa del Cavall. Una fantástica concentración de aguas de montaña que embellecen aún más, el ya hermoso paisaje de la zona. Una mezcla de tonalidades azules y verdes que no pasan desapercibidas para nadie. Además todo el entorno, tanto el de los ríos y torrentes, como el del pantano, ofrecen unos parajes llenos de contrastes y con un montón de fauna y vida, donde el más salvaje de los animales y el más dócil cruzan sus caminos .

Pero lo mejor de todo, en verano,  es refrescarse en ella. Ya sea en el río o torrentes como en el embalse.

 

 

Salir a probar sus aguas es rotundamente, un éxito asegurado!

 

¿Cómo disfrutar del agua en el monte?

Los mejores ingredientes para disfrutar son el juego y la aventura. En el río y los torrentes, no todo se acaba mojando un poquito los pies en el agua. Con una pizca de imaginación se pueden crear actividades divertidas para los más pequeños. Y si lo que os gusta es la aventura, ¿porque no probáis de  remontar algún torrente?¿seréis capaces

seguir el paso del agua montaña arriba? Quizás vais a tener agallas, pero por favor, usad una dosis de prudencia, especialmente si se prevé alguna tormenta de verano.

En cuanto al embalse, que tengo que decir, aparte de nadar y jugar a hundiros, también podéis  intentar cruzarlo nadando. Que no …¡que es broma! ¡Se trata de pasarlo bien y no de venir a sufrir! Por que las vacaciones son para pasarlo muy bien y que las sonrisas no abandonen vuestro rostro. Por ello en el pantano se puede alquilar equipamiento deportivo para practicar varias actividades acuáticas. Además las podéis practicar individualmente, en familia e incluso con vuestra mascota ¿A que es genial? Además, con el alquiler del equipamiento también os incluyen chalecos salvavidas. -Si, para vuestro perrito también -. Esto de los chalecos nada, sólo es un tema de “por si acaso”, claro que el más pequeño de nuestra familia  asegura que hay algún tiburón en el agua… pero no lo tengáis en cuenta,  solo son rumores de guardería.

¿Por donde iba ??? ¡A si! El alquiler de material … pues eso, a la orilla  del embalse hay dos centros donde podéis alquilar el material e incluso dan clases personalizadas. Estos centros: son kayak k1 y “Relleus, gent de muntanya”.

 

Cuando digo material, no me refiero a colchones inchables

Os estoy hablando de material pero todavía no he especificado de que tipo y  para qué actividad. Básicamente me refiero a kayaks, tablas de paddle surf, remos, patinete …

¿No sabéis que hacer con ellos?, pues la respuesta es así de senzilla: descubrir rincones del valle navegando por las aguas del embalse. Con un kayak familiar, o uno individual. Sacar a pasear vuestro perrito de una forma totalmente diferente a la habitual o navegar de pie y con calma sobre una tabla de paddle surf. Hacer parada y probar vuestro equilibrio practicando yoga sobre ella. Y sino, sacad vuestro niño interior y adentraos en el las aguas del embalse pedaleando en patinete para luego lanzaros por el tobogán.

 

 

Sea como sea, tanto si elegís una actividad o otra, estoy segura, que lo pasaréis en grande.

 

Y es que en el monte, también tenemos verano!

 

Aparte, nuestros huéspedes de Cal Calot vais a disfrutar de unos vales de descuento en el alquiler de material que ofrecen kayak k1 y  “ Relleus, gent de muntanya”.

Y antes de que os marchéis a coger el bañador, dejadme subrayar dos puntos:

1- el embalse se encuentra a menos de 5 minutos en coche de Cal Calot. En un abrir y cerrar de ojos se llega.

2- la naturaleza es un valor excepcional que hay que cuidar. Por favor, respetadla.

 

Y ahora …… de cabeza a el agua!

PEQUEÑA EXCURSIÓN: No todos los hornos, son de pan.

Si sois de los que os da pereza calzaros  las botas y hacer una larga caminata montaña arriba, os animo a hacer este pequeño paseo. Es ideal para estirar las piernas en aquellas horas del día que pasan lentas. Apta para todas las edades. Cuando lleguéis a destino, conoceréis un poco más de historia de esta tierra, y descubriréis unos de los antiguos hornos de yeso que hay esparcidos por el valle.

Estos hornos, datan de los siglos XVII-XIX  Veréis que se pueden observar cuatro. Bueno, lo que queda de ellos, porqué con su abandono y el paso del tiempo, ya queda muy poco  de su edificación, pero os podréis hacer una idea de cómo eran y quizás encontrar alguna piedra de yeso perdida entre la vegetación.

 

 

Además, la pequeña excursión os habrá ofrecido unas vistas del valle fantásticas; el pantano de la Llosa del Cavall al fondo, el campanario del Santuario de Lord asomándose entre montañas, el Mirador del Codó reposando imponente, la Sierra del Port del Comte protegiendo el valle, una panorámica de Sant Llorenç de Morunys …

 

Llegar a ellos es muy fácil. Desde la casa, simplemente debéis tomar la pista forestal, que da acceso a la carretera. Recorridos unos 900m (10 minutos aprox.), encontraréis un indicador a mano izquierda señalizando la ubicación de los hornos, a los que se llega siguiendo un sendero. Pocos metros después de coger este sendero, sale otro a mano izquierda, que os llevará directamente a uno de los hornos. Quizás el que se conserva en mejor estado. Volviendo al sendero principal, después de 2 o 3 minutos de paseo, llegaréis al Torrente de la Barata, justo allí se encuentra otro de los hornos. Además podréis aprovechar parar refrescaros en las aguas del torrente. Os he indicado como llegar a dos de los cuatro hornos, ¿verdad? ¿ dónde se encuentran los otros dos? ….ah…os animo a que seáis un poco aventureros y los encontréis vosotros mismos!

 

ANTIGUAMENTE:

Aquí en el valle y especialmente el municipio de Guixers, ha habido estas pequeñas explotaciones de yacimientos de yeso desde la Edad Media. De hecho, de ahí proviene el nombre de este municipio, ya que yeso en catalán se llama “guix”.

Este yeso, se utilizaba para hacer paredes, tabiques, barandillas, elementos decorativos …. los artesanos que  trabajaban con este material, habían adquirido una gran variedad de técnicas de trabajo.

 

Actualmente, todavía hay viviendas del valle, así como edificaciones públicas y religiosas, en las que aún lucen elementos decorativos hechos de este material y con cientos de años de historia.

 

¿QUERÉIS SABER MÁS?

Si deseáis saber más cosas de estos antiguos hornos y su uso en la historia del valle, os recomiendo que visitéis el Centro de interpretación del Valle. Se encuentra en Sant Llorenç de Morunys y entre otras cosas, podréis ver algunos elementos decorativos hechos de este yeso y con la destreza de los antiguos artesanos que lo trabajaron.

¿Qué sabes de Cal Calot?

Posiblemente hayas curioseado el montón de fotos colgadas a nuestras redes sociales. Quizás te has entretenido mirando la galería fotográfica de nuestra web, o quizás incluso ya te has alojado en Cal Calot, pero realmente, ¿qué sabes de Cal Calot?

¿te explico algo?

Pues resulta que tenemos conocimiento de la existencia de Cal Calot desde el siglos XVIII. Parece ser, que inicialmente la casa era más pequeña, pero con los años se fue ampliando según las necesidades de la familia. Descansa sobre los pies del Cerro de St. Lleïr, y en compañía de la misma ermita que da nombre a este enclave.

En la casa, todavía se conserva el antiguo horno de piedra, el comedero de ganado, y por supuesto, el montón de piedras que alguien con mucha traza y paciencia fue apilando dando lugar a sus cuatro paredes.

¿Y del nombre? ¿Qué me dices? ¿Alguna idea de donde proviene?

No sabemos, si siempre se la ha llamado así, posiblemente no. De todos modos, según nos explicó un señor de la zona, en algún momento de su historia, a la casa había vivido un tal Miquel, Miguel en castellano. Un Miquel, a quien lo apodaban Miquelot. Por lo tanto, cuando la gente iba a su casa, decían que iban a Cal Miquelot. Pero con el tiempo acortaron el nombre y se quedó con Quelot. En la mayoría de lugares donde se menciona la casa, esta consta escrita como Calot, así es como lo hemos conocido siempre, por lo tanto, así es como la continuaremos escribiendo.

¿Qué debió de ser de este señor? ¿Cómo debía de ser su vida? ¿Qué otros nombres debía de haber tenido la casa?

Esto continuará siendo un misterio, pero nosotros seguiremos cuidando la casa porque continúe en pie, aporte vida en este entorno tanto bonito y su espíritu siga vivo.